Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Luis Fernando Torres escriba una noticia?

Sale enarsa y entra pdvsa

25/09/2009 15:20 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Se fueron los argentinos, luego del fracaso en el financiamiento del proyecto coca codo sinclair, y entraron los venezolanos para explotar el petróleo del campo sacha

Los opositores argentinos al matrimonio kirshner comentaron, jocosamente, la salida de la empresa Enarsa del Ecuador, después que Cristina, en una mañana fría quiteña, colocó la primera piedra para la construcción de la más grande obra de electrificación, Coca-Coda-Sinclair, con un potencial de generación de unos 1500 MW.

Enarsa fracasó en su propósito de asegurar un financiamiento de, por lo menos, 600 millones USD, dentro de un proyecto estimado en más de 2000 millones USD. De lo que se conoce, solamente gastó unos 5 millones USD, ínfima cantidad cuyo reembolso, por cierto, está tramitándose ágilmente. Si los chinos no financian la construcción de la obra, serán mayores los costos de oportunidad ocasionados por esa aventura frustrada.

PDVSA, la petrolera venezolana, vino a Ecuador y se quedó no solamente con la promesa de una refinería en Manabí sino con la joya de la corona, el campo Sacha, el más productivo de la amazonía, lleno de crudo liviano, con 491 millones de barriles de reservas probadas y 172 millones de reservas posibles.

Fue suficiente que PDVSA formara parte, conjuntamente con Petroecuador, de la compañía de economía mixta Río Napo, para que, indirectamente, sellara, sin licitación ni concurso por tratarse de una curiosísima alianza estratégica, el contrato, con Petroproducción, a fin de proporcionar servicios específicos para la administración, incremento de la producción y mejoramiento integral del campo Sacha. De nada sirvió que la comisión técnica de Petroproducción haya emitido informe desfavorable. Para la empresa controlada por el coronel Chávez cualquier obstáculo era superable.

Durante la década que va a durar el contrato, PDVSA tiene la mesa lista para hacer rentables negocios. El campo Sacha está en plena producción, la compañía Río Napo contará con una rentabilidad garantizada –por el contrato- del 15%, el umbral de los costos de producción de la llamada curva base subió de 5 USD a casi 8 USD, el techo de los costos de producción por barril incremental se fijó en casi 16 USD, cuando, en otros contratos, como el existente con la chilena Enap, no va más allá de los 10 USD .

Cristina, a nombre del pueblo argentino, colocó la primera piedra en la obra hidroeléctrica que debía financiar, parcialmente, enarsa, el cuestionado conglomerado gaucho

Los sindicalistas petroleros, que con tanto fervor apoyaron a los revolucionarios ciudadanos, recuerdan que el campo Sacha fue nacionalizado, hace 40 años, en beneficio del Estado. Ahora, se quejan amargamente, será administrado y explotado por la estructura empresarial, Río Napo, a la que pertenece PDVSA, a cambio, posiblemente, de alguna inversión y que el Ecuador se sume a la explotación, en Venezuela, del crudo pesado existente en la faja del Orinoco.

Los argentinos se fueron luego de dos gambetas, mientras los venezolanos vinieron y se quedaron con la cancha y la pelota. Aquellos se fueron después de hacernos perder el tiempo con la ilusión de un financiamiento inexistente. Los otros se quedaron para “administrar” un negocio rentable y reluciente, sin riesgo alguno.

Del éxito de la industria hidrocarburífera depende la suerte de la economía nacional. Si la mayoría de multinacionales extranjeras privadas tiene problemas con el Estado ecuatoriano, al cual lo están demandando ante instancias arbitrales, no es saludable que los campos productivos administrados por Petrocuador y Petroproducción sean entregados a empresas estatales con altos niveles de ineficiencia y politización. ¿Qué nos va a legar PDVSA?. ¿Más refinerías, más producción petrolera, mejor tecnología?.

Estados Unidos, el coloso de la producción hidrocarburífera y el mayor consumidor de derivados de petróleo, no ha podido construir nuevas refinerías desde 1983. Debido a una serie de decisiones equivocadas no ha logrado satisfacer a sus sedientes consumidores domésticos con suficiente petróleo y derivados. En el mar y bajo tierra tiene inmensas reservas inexplotadas. La economía, en las últimas tres décadas, ha crecido a 125%, mientras la productividad hidrocarburífera solamente le ha permitido a Estados Unidos extraer 17 millones de barriles de petróleo por día.

Enhorabuena que Enarsa se fue. Extrañaremos las pintorescas gambetas de los vendedores de ilusiones y no volveremos a ver a Cristina colocando nuevamente la primera piedra.

En el campo Sacha, paradojas de la vida, vamos a extrañar a los sindicalistas de la estatal petrolera ecuatoriana. Entre un sindicalista de nuestra tierra y un sindicalista o burócrata de PDVSA nunca dudaremos en inclinarnos por el ecuatoriano. Primero lo nuestro.

El campo petrolero ecuatoriano sacha es la joya de la corona, en plena producción y con grandes reservas probadas

Www.luisfernandotorres.com


Sobre esta noticia

Autor:
Luis Fernando Torres (78 noticias)
Visitas:
1838
Tipo:
Opinión
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.