×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×

Gabriel Hidalgo AndradeMiembro desde: 27/08/09

Gabriel Hidalgo Andrade

http://https://twitter.com/ghidalgoandrade

17
Posición en el Ranking
4
Usuarios seguidores
Sus noticias
RSS
  • Visitas
    1.393.515
  • Publicadas
    326
  • Puntos
    70
Veces compartidas
1.841
¡Consigue las insignias!
Trimestrales
  • 13º
Recientes
Visitas a noticias
18/11/2019

La movilización popular de octubre no derrumbó la propuesta económica del gobierno, el socialcristianismo hoy es el que mueve los hilos del poder y el correismo es el gran ganador de la jornada. ¿Por qué?

El correismo es el gran ganador con el archivo de la ley económica urgente. Pero se trata de una victoria pírrica. El bloque del aliancismo ortodoxo se impuso a su gemelo moderado para producir un bloqueo imposible para el oficialismo. El objetivo consiste en crear las condiciones para recuperar el poder. El correismo, hoy con un poco más del 20% de las bancadas asamblearias, así se convirtió en el principal jugador con poder de veto legislativo y en la primera fuerza demagógica del país.  

Ser un jugador con veto supone la capacidad de modificar, de forma deliberante, las condiciones de la política. Solamente dos partidos han conseguido este estatus desde el retorno a la democracia, ambos populistas con tendencia autoritaria.

La Concentración de Fuerzas Populares fue el apéndice estratégico del socialcristianismo en la oposición al socialdemócrata Rodrigo Borja entre el 1988 y 1992. A mitad de periodo, el Partido Roldosista Ecuatoriano sustituyó al CFP y se convirtió en su heredero histórico. Desde 1992 el Partido Social Cristiano y el PRE se coaligaron para oponerse al gobierno del republicano Sixto Duran Ballén en los dos periodos legislativos, entre 1992 y 1996.

El PSC consiguió mantener unido su bloque, salvo una sola baja, con 20 de 77 diputados e incrementar a 26 en las elecciones intermedias. Por el contrario, el PRE se desgranó cayendo de 15 a 5 legisladores y conservando 10 puestos en las elecciones de mitad de periodo. Aun frente a este notable debilitamiento, en 1996, el PRE consiguió el gobierno con la victoria de Abdalá Bucaram y, tras disputarla con el entonces diputado Jaime Nebot, el PSC se mantuvo en la oposición para luego cogobernar durante el periodo de transición del alfarista Fabián Alarcón y en la Constituyente de 1998 con la democracia cristiana, el alfarismo radical y el liberalismo. En las presidenciales siguientes, las que eligieron al democristiano Jamil Mahuad, el PSC anunció que no presentaría candidato propio. Hasta aquí este trazado que muestra ciertos paralelismos con la actualidad.  

El correismo es el gran ganador con el archivo de la ley económica urgente. Pero se trata de una victoria pírrica

¿Es una coincidencia que el correismo y el socialcristianismo voten juntos en un momento decisivo para la coyuntura actual? No, no lo es. La carta que juega el PSC consiste en usar al bloque de la Revolución Ciudadana como ya lo hizo en el pasado con el CFP y luego con el PRE. Como en su momento sucedió con el roldosismo, el correismo, heredero auténtico del populismo demagógico, eventualmente podría recuperar el poder pero de forma perentoria, repitiendo este ciclo de la historia. Para más inri, el correismo casi reconquista el sillón presidencial por la vía del golpe de Estado en octubre de este mismo año. Es esta acefalía la que quiere ocupar el socialcristianismo que es el mismo de siempre, lo que podría catalogarse como coherencia ideológica. El discurso en contra de los impuestos es una muletilla que solo usan los más ingenuos de la bancada. Los más experimentados del partido saben a lo que me refiero.

¿Y el movimiento indígena? El brazo electoral más importante del movimiento indígena es el Movimiento de Unidad Pluricultural Pachakutic que se fundó en 1995 tras la gran movilización de 1990. Pachakutic, luego de ese éxito social, en las legislativas de 1996 consiguió una bancada de 8 de 82 puestos en el Congreso Nacional, 6 de 70 puestos en el Congreso Constituyente de 1997 y 11 de 100 puestos en las legislativas de 2002. En votos y escaños se trataría de una representación que oscila entre el 7 y el 10%. En las presidenciales de 2002, luego del victorioso golpe de Estado a Jamil Mahuad, Antonio Vargas, líder de la insurrección obtuvo el 0, 8% de los votos. La suerte se mantuvo en las presidenciales de 2006 y Luis Macas, dirigente indígena histórico obtuvo el 2% de los votos. 

Hay tres elementos ratificados por la Historia en esta coyuntura: la movilización popular de octubre no derrumbó la propuesta económica del gobierno aunque creó un cierto clima, el socialcristianismo hoy es el que mueve los hilos del poder para su beneficio electoral y el correismo es el gran ganador de la jornada y, al mismo tiempo, el tonto útil de otros.

¿Qué pasará con los otros legisladores, aquellos que sin formar parte de estos sectores votaron en este mismo bloque? Nada. Solo desfilarán al anonimato. Los cambios de camiseta no gustan en las elecciones.    

¿Es una coincidencia que el correismo y el socialcristianismo voten juntos en un momento decisivo para la coyuntura actual? No, no lo es

@ghidalgoandrade

Más recientes de Gabriel Hidalgo Andrade

Caída de Evo

Caída de Evo

La renuncia de Morales no vulnera las normas jurídicas de sucesión constitucional, ni ha producido un reemplazo repentino del poder, ni hay ningún grupo que busque apropiarse del poder por la fuerza, por tanto lo sucedido en Bolivia no es un golpe de Estado 11/11/2019

Lula libre

Lula libre

El problema no es que Lula recupere la libertad. Que la recupere si la merece. El problema es que él, su partido y Odebrecht reconquisten el poder 09/11/2019

¿Luz de América?

¿Luz de América?

Muchos periodistas, analistas, académicos y políticos que no hicieron el ejercicio de comparar la protestas en todo el mundo creen firmemente que Quito encendió la chispa de un fuego revolucionario. ¿Por qué? 24/10/2019

Desde tus privilegios

Desde tus privilegios

Son los mismos que han mostrado la soberbia de una sociedad racista, clasista, miserable que no es capaz de mirar su racismo, clasismo y miserias por sentirse moralmente superiores a los demás 13/10/2019

Son repugnantes

Son repugnantes

Están tan ardidos los extremistas por un tuit, por un mensaje escrito por un ciudadano sin poder, que la respuesta fue la desesperación, la debilidad y la agresión. Siento mucho que quedaran ardidos porque “desardida” no hay 29/08/2019

Mostrando: 1-5 de 326