Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que 20minutos.es - Viajes escriba una noticia?

De Coruña a Girona: cuatro faros que son pequeños hoteles donde mirar, disfrutar y descansar

15/10/2014 06:40 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

20MINUTOS.ES

  • En el punto más al norte del país, Semáforo de Bares está a 210 m. sobre el mar.
  • Cabo de Creus, hospedería y restaurante en la costa más brava de Costa Brava.
  • El Far de Llafranc es una antigua casa de postas que domina las calas de Calella.
  • No hay una cama más al oeste de O Semáforo, antiguo puesto de vigilancia situado junto al faro que en 2006 abrió como hotel.

image

Para amantes de las puestas de sol y los acantilados, de las olas poderosas, las playas salvajes y los cielos cuajados de estrellas… nada como dormir en un faro. En España es posible alojarse en hoteles situados en faros legendarios, en cabos de perfil deslumbrante. De un extremo a otro, de Girona o Coruña, estos que siguen son cuatro buenos ejemplos de cómo dormir subidos a un faro.

Semáforo de Bares, A Coruña

Situado a 210 metros sobre el mar, el Semáforo de Bares fue hasta los años 60 del pasado siglo un observatorio militar desde el que se vigilaba a los barcos. Se encuentra en el faro de Estaca de Bares, el punto más al norte de la Península. Son sólo seis habitaciones. La suite ocupa un edificio octogonal con ventanas abiertas a todos los vientos. Y las vistas del cabo Ortegal hasta la punta Roncadoira, infinitas.

Cabo de Creus, Girona

El Cap de Creus es la costa más brava de la Costa Brava. El suyo es un paisaje lunar, azotado por el gregal, el mistral y la tramontana. Pero cuando el viento se esconde, este cabo es un impresionante museo de horizontes líquidos. Hace 20 años, el inglés Chris Little compró la vieja casa de carabineros junto al faro y montó una hospedería y también un restaurante de aires bohemios.

El Far de Llafranc, Girona

Desde el faro de Sant Sebastià, a 169 metros sobre el nivel del mar, se dominan los acantilados y las calas de Llafranc y Calella, pero también el Empordà, con el Pirineo al fondo. Junto al faro se conserva una antigua casa de postas del siglo XVIII que daba servicio al camino de Francia por la costa. Sus remozadas estancias albergan ahora un restaurante y un hotel con nueve habitaciones.

O Semáforo, A Coruña

Aquí se acaba “el mundo”. No hay una cama más al oeste de O Semáforo, antiguo puesto de vigilancia marítima situado junto al faro que en 2006 abrió sus puertas como hotel. Silba el viento, huele a salitre y las olas rompen 143 metros más abajo. Sólo hay cinco habitaciones y los que saben reservan la habitación Sotavento, con las mejores vistas.

Fuente: Guía Repsol. Rutas, mapas, restaurantes … ¡Planifica con nosotros tu viaje!

image


Sobre esta noticia

Autor:
20minutos.es - Viajes (1184 noticias)
Fuente:
20minutos.feedsportal.com
Visitas:
1980
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.