Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Gabriel Hidalgo Andrade escriba una noticia?

Correa y Saab

13/12/2021 12:51 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Durante el gobierno de Rafael Correa, el Banco Central del Ecuador, a través del sistema de compensación Sucre, creado por iniciativa de Hugo Chávez e impulsado por Correa en el ALBA, sirvió para que Alex Saab lavara dinero proveniente de la corrupción venezolana

 

Los financiamientos ilegales a la campaña de Rafael Correa no solo llegaron de Odebrecht o de las FARC, sino que también incluirían el dinero lavado a través de exportaciones ficticias o subvaloradas realizadas por Alex Saab, el testaferro de Nicolás Maduro acusado de lavado de activos por la justicia estadounidense.

El informe de la Comisión de Fiscalización de la Asamblea Nacional sobre el caso de Alex Saab reveló que la esposa de Carlos Francisco León Ponte, una pieza clave en la trama de corrupción de Saab, fue aportante de la campaña de reelección Rafael Correa en el 2013, cuando participó con Jorge Glas, sentenciado por recibir a través de un testaferro dineros procedentes de la brasilera Odebrecht.

Durante el gobierno de Rafael Correa, el Banco Central del Ecuador, a través del sistema de compensación Sucre, creado por iniciativa de Hugo Chávez e impulsado por Correa en el ALBA, sirvió para que Saab lavara dinero proveniente de la corrupción venezolana. La empresa de Saab, Fondo Global de Construcciones, debía construir las viviendas populares en Venezuela y la sucursal de Fondo Global en Ecuador debía enviar los materiales de construcción para el proyecto, pero las exportaciones consistían en enviar contenedores vacíos. La filial de Saab en Ecuador enviaba aire en complicidad con el régimen ecuatoriano. No obstante, las exportaciones ficticias se pagaban puntualmente a través del sistema Sucre que hacía transacciones entre los bancos centrales de Venezuela y Ecuador para convertir a los bolívares venezolanos, que no sirven ni en la propia Venezuela, en dólares estadounidenses que circulan en Ecuador. Cuando esas operaciones se convertían en dólares, eran inmediatamente transferidas a paraísos fiscales, principalmente constituidas en Panamá. Cuando se desvelaron los vínculos entre Correa y correístas con empresas fantasma constituidas en Panamá, desveladas en el escandalo llamado Panama Papers, el expresidente Rafael Correa calificó al asunto como una conspiración Agencia Central de Inteligencia y del gobierno de los Estados Unidos.

Correa que ha recurrido al “influjo psíquico”, a la “persecución política” o a decir que “no conoce” a los miembros de la trama de Saab, cada vez está más vinculado a este nuevo caso de corrupción

Todo forma parte del mismo relato. Correa que ha recurrido al “influjo psíquico”, a la “persecución política” o a decir que “no conoce” a los miembros de la trama de Saab, cada vez está más vinculado a este nuevo caso de corrupción. Sin embargo, su propio jefe de seguridad personal fue uno de los hombres de confianza de Chávez y es hermano de uno de los socios de Saab al constituir la filial de Fondo Global de Construcciones en Ecuador.

Ya no sorprende que el velo que cubría las célebres obras y alianzas regionales del correísmo se desmorone y deje ver los delitos cometidos por los socialistas del siglo XXI. Con el caso de Saab, queda claro que el ALBA, que el sistema de compensación Sucre y que el trabajo de los funcionarios correístas en el Banco Central, entre los que se incluye el presidenciable Andrés Arauz que fue su director, sirvieron para institucionalizar la corrupción como forma de enriquecimiento de los que se golpeaban el pecho llamándose revolucionarios, de esos que prometieron redistribuir la riqueza, pero la redistribuyeron en sus bolsillos. De esos a los que no les importó financiar sus campañas de forma ilícita, con recursos de las FARC, de Odebrecht o de Alex Saab, y que lo único que hicieron fue conseguir el Estado para apropiarse de los recursos públicos.

Ahora que una parte la justicia institucional ya no está en sus manos y que les pide cuentas, hoy que la verdad no puede relativizarse con sus aparatos de propaganda estatal, no les queda más vivir como prófugos y victimizarse frente a una realidad que les explota en la cara. Con una justicia imparcial, más temprano que tarde, les espera la extradición y ahí no habrá escondrijo que pueda protegerlos. El correísmo, su líder y sus socios están caídos.   

Ya no sorprende que el velo que cubría las célebres obras y alianzas regionales del correísmo se desmorone y deje ver los delitos cometidos por los socialistas del siglo XXI

@ghidalgoandrade


Sobre esta noticia

Autor:
Gabriel Hidalgo Andrade (381 noticias)
Visitas:
2065
Tipo:
Opinión
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.